La nueva Ley Hipotecaria, cuya aprobación está prevista para 2018, intentará suplir las debilidades de la actual normativa, las cuales han quedado constatadas en numerosas sentencias judiciales.
  • COMPARTIR